Declaración sobre la huelga del NUHW 9 de diciembre de 2018

Kaiser Permanente logo

Es posible que sepa que el National Union of Healthcare Workers, el sindicato que representa a los trabajadores de salud mental de Kaiser Permanente, convocó a una huelga de cinco días esta semana.

Queremos que nuestros miembros y pacientes sepan que, durante esta huelga, estamos trabajando arduamente para brindar atención y servicios de alta calidad. Todos nuestros hospitales y oficinas médicas están abiertos. Cualquier persona que necesite atención de salud mental urgente u otra atención de urgencia recibirá los servicios que requiera, aunque se están reprogramando algunos servicios que no son urgentes. Le pedimos disculpas por cualquier inconveniente que esta huelga innecesaria pueda causarle.

Es particularmente desalentador que los líderes del sindicato convocaran a esta huelga durante la temporada de días festivos, cuando muchos de nuestros pacientes con necesidades de salud mental son muy vulnerables.

Junto con nuestros terapeutas, Kaiser Permanente ha estado en camino de ser el mejor programa de atención de salud mental y adicciones del país. La calidad de la atención que brindamos ha sido reconocida por la Oficina del Defensor de los Derechos del Paciente del estado y por organizaciones nacionales de calidad. No creemos que haya otra organización que esté haciendo más que nosotros para mejorar la atención de salud mental en los Estados Unidos. Nos hemos comprometido a hacer más, innovar, avanzar en la atención y buscar mejorar continuamente lo que hacemos.

Hemos contratado terapeutas e incrementado nuestro personal en un 30% desde 2015 (más de 500 terapeutas nuevos en California) a pesar de que hay escasez de terapeutas en el país. Hemos invertido $175 millones para expandir y mejorar nuestros consultorios de atención de salud mental, para crear ambientes que ofrezcan conveniencia, comodidad y privacidad a nuestros pacientes.

Kaiser Permanente es el empleador que mejor paga a los trabajadores de salud mental en California. El sindicato exige que los incrementos al salario sean incluso más altos.

En Kaiser Permanente del Norte de California, la mayoría de los psicólogos gana $138,000 o más, y la mayoría de los trabajadores sociales gana $111,000 o más. En el Sur de California, la mayoría de los psicólogos gana $135,000 o más, y la mayoría de los trabajadores sociales gana $109,000 o más.

Las exigencias principales del sindicato en la mesa de negociaciones no han sido sobre mejorar la atención y el acceso a la atención médica. Sino que, además de buscar salarios y beneficios más altos, el sindicato exige cambios a los estándares de desempeño que reducirían, y no aumentarían, la disponbilidad de la atención de salud mental para nuestros pacientes.

  • El sindicato quiere reducir la cantidad de tiempo que los trabajadores del cuidado de la salud pasan atendiendo a los pacientes, del promedio de 75 por ciento del tiempo que aceptaron en 2015. Esto significaría menos citas para nuestros pacientes.
  • Aunque hay escasez de trabajadores del cuidado de la salud, el sindicato quiere impedir que Kaiser Permanente trabaje con terapeutas altamente calificados de la comunidad para asegurar el acceso a la atención de nuestros pacientes.
  • Aún peor, el sindicato está desalentando a los trabajadores del cuidado de la salud de la comunidad de tratar a nuestros pacientes durante esta huelga. En palabras del sindicato, intentan “detener los servicios de salud mental” esta semana. Esto es irresponsable y peligrosamente insensible para las personas que necesitan la atención.
  • Con total transparencia: no estamos buscando quitar nada en nuestra propuesta de contrato. Ofrecemos incrementos al salario que mantendrían a nuestros terapeutas expertos entre los mejor remunerados de su profesión, y seguirían garantizando que atraigamos y mantengamos a los profesionales más altamente capacitados.

A pesar de las estrategias de los líderes del sindicato, estamos comprometidos con alcanzar un nuevo acuerdo contractual de manera responsable. Valoramos a nuestros terapeutas y les pedimos que hablen con los líderes de su sindicato y les pidan que negocien de manera constructiva y que dejen de poner a nuestros pacientes en medio de sus exigencias contractuales.

Be the 1st to vote.